Mañana puede ser un gran día

Y si lo es, será en Barcelona. La tierra de Serrat. Joan Manuel escribió hace años una canción llamada Hoy puede ser un gran día. Esa canción viene que ni pintada para lo que quiero contar. Y lo hago haciendo lo que más me gusta: versionar. Cojo la canción del catalán para adaptarla a mí. A mi vida mañana. Espero que Juanma no se enfade por destrozarla sevillísticamente. Ahí va:

Mañana puede ser un gran día.
Plantéatelo así,
ganar otra final o que pase de largo,
depende en parte de ti.
Dale el día libre a los problemas
para comenzar,
y recíbelo como si fuera
tu primera final.
No consientas que se esfume,
asómate y gana
otra Copa del Buey.

Mañana puede ser un gran día,
duro con él.

Mañana puede ser un gran día
donde todo está por descubrir,
si lo empleas como el último partido
que te toca vivir.
Saca de paseo a tus colores
y ventílalos al sol
y no dosifiques tu garganta;
si puedes, derróchala.
Si el Betis te aburre,
dile que ya basta
de mediocridad.

Mañana puede ser un gran día
dale a tu Sevilla una oportunidad.

Mañana puede ser un gran día
imposible de recuperar,
un choque único,
no lo dejes escapar.
Que todo cuanto te rodea
lo han puesto para ti.
No mires desde la grada
y anima al equipo.
Pelea por lo que quieres
y no desesperes
si el partido no anda bien.

Mañana puede ser un gran día
y la próxima temporada también.

Comentarios