Juanito Ardentía

Así se apoda también el Speaker de la Caleta. El socorrista de la playa con más arte del mundo no podía tener a alguien que no fuera como él. Con un arte poco visto últimamente en estos tiempos de crisis y enfados por tonterías. Su cometido es el de avisar y advertir a los bañistas de las normas de dicha playa: horarios, prohibiciones, niños perdidos y demás. Para darle más gracia a este monótono trabajo que desempeña, nuestro protagonista añadía unas coletillas a las frases que le tocaba recitar por el megáfono existente en el puesto de socorrismo caletero. El público allí presente reía sin cesar con las ocurrencias del chaval. Le hacían pedidos y tenía a toda la playa pendiente de sus aviso. Pero esto se ha acabado.
Por lo visto, la empresa responsable de dicho trabajo ha prohibido introducir esas magníficas coletillas a nuestro artista gaditano. La empresa con sede en Burgos así lo ha decidido tras decidir que tiene muy poco sentido del humor y muy poca decencia con los bañistas caleteros. Esta tremenda injusticia ha sido tratada en diversos medios y en variopintos artículos de opinión. Por ejemplo, se han echo eco de dicha noticia mi idolatrado J. Félix Machuca y mi desidolatrado Antonio Burgos. Dada la importancia del tema, puesto que prohibir el arte y la gracia en Cai es como prohibir la pasta en Italia, el maestro se ha visto en obligación de entrevistarlo. Pero no una vez y pasamos de página, sino dos. Por si no lo había visto, aquí lo tienen de nuevo pensó el loco onubense. Yo les dejo con la primera parte de una de ellas...


PD: Recuerdo allá donde esté para Jesús Puente, porque en estos tiempos, Lo que necesitas es amor...

Comentarios