Se acabó la acción

Aquí sigue habiendo una pluma y pienso no utilizarla. La renuncia es la elección sabia dentro la variedad cerrada que nos proponen. Todos escriben sobre nada creyendo que cuentan algo. Yo cuento algo escribiendo sobre nada. Por eso no tengo muchos seguidores ni fans llamando a la puerta de mi mente. Soy mucho más enrevesado que la simpleza de la escritura compleja. Las pocas palabras siempre anduvieron muchos kilómetros. Por eso, esos pocos kilómetros que nos separan los andarán muchas palabras. Lo repito. Aquí sigue habiendo una pluma. La opción de cambiar nada y dejarlo todo diferente. La normalidad está de moda dentro de tanta revolución de andar por casa y tanta revelación internauta o real. La vida real se juega en internet. No lo olvides por si yo no lo recuerdo.

Comentarios