Cruzar el parque

Andar bajo los árboles y sobre las hojas en esta época. Ayudar a las japonesas y a los gitanos con guitarra. Ver a Aníbal González admirar su obra. Nuestra plaza. La que siempre sale guapa en las fotos aunque la tengan dejada de la mano de Dios la sevillanía. Cruzar el parque es pensar, guardar el móvil y respirar. Observar el verde y los colores. Volver con barro en los zapatos y una sonrisa en el cuerpo. 

Vengo de cruzar el parque. Por supuesto, el Parque de María Luisa.

Comentarios