Tres rayas

Si quieres hacer reír a Dios, cuéntale tus planes.
Amores perros

Sentado en el poyete de la puerta con el perro de mi primo. Sol sobre mármol y los pinchazos de la bici silbando junto al bordillo de la piscina. Un frigopie derretido en la encimera y un cesto con limones. El ventilador y los ronquidos hacen sinfonía con el Tour. Y el gresite. Tuyo o mio. No lo sé. Piso flojito por si acaso. Me voy a Madrid sin remordimientos.

Comentarios